Abierta al culto público la capilla privada del Obispado

Diócesis de Guadixhttps://www.diocesisdeguadix.es/
La diócesis de Guadix es una sede episcopal sufragánea de la archidiócesis de Granada, erigida en 1492 y, según la tradición, procedente de la diócesis de Acci, fundada por San Torcuato en el siglo I. Su sede es la catedral de Guadix.

Mons. Ginés García presidió la Eucaristía. “He querido que la capilla de esta Casa esté abierta al culto público para expresar que el centro del gobierno y de las actividades de la vida diocesana está en el Sagrario. El centro de la Iglesia es el Señor…” así justificó Mons. Ginés García, Obispo de Guadix, su decisión de abrir al culto la capilla del Obispado accitano. Una celebración de la Eucaristía, presidida por Mons. Ginés, celebrada el jueves 13 de mayo, sirvió para abrir al culto público esta capilla, que siempre ha estado ahí, pero que estaba reservada a los obispos accitanos como capilla particular.

Que la capilla del Obispado quede abierta a todos, usuarios y trabajadores de la Curia, tiene según Mons. Ginés, además de un sentido práctico,  un carácter simbólico: “la capilla abierta cada día, la luz encendida ante el Sagrario nos señala que el Señor de esta Casa es Él, Jesucristo. Que todos trabajamos para Él; que a la hora de reflexionar, de hacer, de tomar decisiones hemos de mirarlo a Él; que el criterio que hemos de buscar es el que se encierra en su voluntad y no en la búsqueda de ser reconocidos y alabados por los demás. La capilla debe ser el recuerdo de quién somos y para quién somos”.

Mons. Ginés habló también del trabajo en la Curia. Así, invitó a todos  los que trabajan en la Curia  a mostrar con su acogida el rostro amable de la Iglesia, su cercanía, su servicio al  hombre: “La acogida, el modo como tratamos a los que aquí se acercan, se convertirá en la imagen de la Iglesia que reciban”… “y esto es una gran responsabilidad”, dijo el Obispo de Guadix en una homilía en la que recordó, además, que el gobierno de la Iglesia debe estar basado en el servicio, a ejemplo de Cristo.

También manifestó su deseo de que, algún día de la semana,  haya Exposición del Santísimo en esa capilla, para “poner alma a lo que hacemos, dar sentido a este trabajo, tantas veces duro y hasta incomprendido”.

Al terminar la celebración, Mons. Ginés mantuvo un encuentro con los que trabajan en la Curia en la que se revisó el funcionamiento de esa institución diocesana.

Contenido relacionado

Enlaces de interés