Dignitas infinita | “La máxima dignidad del ser humano es ser hijo de Dios”

Archidiócesis de Sevilla
Archidiócesis de Sevillahttps://www.archisevilla.org/
Sede metropolitana de la Iglesia Católica en España, y preside la provincia eclesiástica de Sevilla, con seis diócesis sufragáneas.

Dignitas infinita | “La máxima dignidad del ser humano es ser hijo de Dios”

Desde los inicios de su pontificado, el papa Francisco ha invitado a la Iglesia a “confesar a un Padre que ama infinitamente a cada ser humano” y a descubrir que “con ello le confiere una dignidad infinita”. Dignitas infinita es el nombre de la declaración sobre la dignidad humana publicada por el Dicasterio para la Doctrina de la Fe el pasado 8 de abril. Aunque esta declaración no pretende agotar un tema tan rico y decisivo, sí intenta aportar elementos de reflexión exhortando ardientemente a que “el respeto de la dignidad de la persona humana, más allá de toda circunstancia, se sitúe en el centro del compromiso por el bien común y de todo ordenamiento jurídico”.  Este asunto fue abordado en el programa ‘El Espejo de la Iglesia’ de COPE Sevilla emitido el viernes 28 de abril, que puede escuchar en el canal de Spotify ‘Iglesia en Sevilla’.

El sacerdote Leonardo Sánchez, delegado diocesano de Medios de Comunicación y director del programa, explicó que, durante cinco años de elaboración, el texto “nos permite comprender que estamos ante un documento que, debido a la seriedad y centralidad de la cuestión de la dignidad en el pensamiento cristiano, necesitó un considerable proceso de maduración para llegar a la redacción final publicada”.

Por su parte, el letrado Ernesto Holgado enmarca Dignitas infinita en el 75º aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos (DUDH). Se trata, en palabras de Holgado, de un documento “con cierta densidad en temas filosóficos y conceptuales”, pero que, sin duda, “pone de relieve la aportación del pensamiento cristiano católico a la DUDH”. Dicho de otra forma, “nuestra catolicidad tiene mucho que ver con la universalidad de los DDHH y nuevamente la Iglesia viene a llamar la atención con un concepto – el de la dignidad humana – que tiene una trascendencia fundamental dentro del pensamiento cristiano”.

Isabel Cuenca, secretaria de Justicia y Paz España, subrayó que “estamos ante un documento, que, a juzgar por su introducción es bastante difícil, que costó mucho trabajo gestarlo y que saliera a la luz, en parte por la complicación de los temas que aborda y que se incorporan al magisterio de la Iglesia”. Recomendó que la lectura de las casi 70 páginas que componen el pliego “se haga con apertura de miras y no caigamos en el error de fragmentarlo quedándonos con la parte que más nos guste y desechando la que no nos interesa. Es un buen documento que hay que leer en su conjunto para llegar a la reflexión personal. En definitiva, nuestra máxima dignidad como seres humanos es ser hijos de Dios, imagen y semejanza suya”.

Al respecto, Paco Correal, periodista y colaborador habitual de la Delegación Diocesana de Medios de Comunicación, recordó que “esta declaración nos acerca a la actualidad y a los aspectos importantes del tiempo presente”. Advirtió que debe ser leído “bajo una mirada evangélica y no con sesgo político o ideológico, sin caer en valoraciones de dignidad de primera o dignidad de segunda como si fuera una competición olímpica” ·

El delegado de Medios comentó que Dignitas infinita “entronca el concepto de la dignidad dentro de la Revelación, con significaciones centrales sobre la persona humana como imagen y semejanza del Creador”. Destacó la cuádruple definición (ontológica, moral, social y existencial) que se hace de la palabra dignidad.

Subrayó también las violaciones graves de la dignidad humana que expone Dignitas infinita: el drama de la pobreza, la guerra, el trabajo de los inmigrantes, la trata de personas, los abusos sexuales, la violencia contra las mujeres, el aborto, la maternidad subrogada, la eutanasia y el suicidio asistido, el descarte de las personas con discapacidad, la teoría de género, el cambio de sexo y la violencia digital.

Dignidad inalienable

Para el papa Francisco “el ser humano tiene la misma dignidad inviolable en cualquier época de la historia y nadie puede sentirse autorizado por las circunstancias a negar esta convicción o a no obrar en consecuencia”.

Durante los próximos meses, los medios diocesanos ofrecerán un repertorio de reportajes, entrevistas y testimonios relacionados con la declaración Dignitas infinita.

 

Ver este artículo en la web de la diócesis

Contenido relacionado

Más de 450 profesores de Religión participan en la jornada de final de curso...

La Delegación Diocesana de Enseñanza celebró el pasado 8 de junio...

La actualidad diocesana de este fin de semana en COPE Sevilla

Este fin de semana la programación religiosa llega a COPE Sevilla...

El Servicio Jesuita a Migrantes denuncia el silenciamiento en la sociedad de la realidad...

El Arzobispado de Sevilla ha acogido el acto de presentación del...

Enlaces de interés