Cáritas Diocesana destaca el esfuerzo de las parroquias por promover a las personas en riesgo de exclusión

Archidiócesis de Sevillahttps://www.archisevilla.org/
Sede metropolitana de la Iglesia Católica en España, y preside la provincia eclesiástica de Sevilla, con seis diócesis sufragáneas.

El pasado viernes 17 de junio, tuvo lugar en el Seminario Metropolitano el Encuentro Institucional de Cáritas Diocesana de Sevilla. El acto comenzó a las cinco y media de la tarde con la exposición del trabajo realizado por la entidad en relación a las líneas de actuación marcadas en la Asamblea General de 2015. Tras una breve oración, el director de Cáritas Sevilla, Mariano Pérez de Ayala, comenzó su intervención resaltando la existencia de un modelo social en crisis y una pobreza que se cronifica, se hereda y que afecta sobre todo a la mujer. Partiendo de esta realidad, Pérez de Ayala expuso los pasos que se han ido dando durante el año para poder responder a las necesidades de la sociedad y sus individuos.

Así, resaltó dos líneas fundamentales: promover a la persona en riesgo de exclusión y el trabajo en red. En cuanto a la primera línea, destacó la “buena resistencia al asistencialismo” que se está dando sobre todo en el trabajo de las Cáritas parroquiales. “Nosotros estamos aquí para asistir pero también para dar los instrumentos necesarios al que lo necesita para que pueda valerse por sí mismo” comentó Mariano Pérez de Ayala, que reconoció (y animó a seguir por ese camino) el esfuerzo de las Cáritas por trabajar cada vez más en clave de proyecto para promocionar a la persona.

En cuanto al trabajo en red, puso en relieve la necesidad de “hacer con otros” para ayudar más y mejor. Fruto de este trabajo en común con otras instituciones ha sido, por ejemplo, el proyecto textil de recogida de ropa que Cáritas ha lanzado con la colaboración de la Fundación Persán. Un proyecto que ha tenido una gran acogida en Sevilla y que ha permitido la creación de cuatro puestos de trabajo, el uso solidario de la ropa donada y el cuidado del medio ambiente a través del reciclaje de la misma.

2.648 voluntarios en las Cáritas parroquiales de Sevilla

Por su parte, Auxiliadora González, secretaria de Cáritas Sevilla, planteó las líneas de acción social presentes en el trabajo de la institución durante el curso, entre las que destacó: el acompañamiento a las Cáritas parroquiales a través de los técnicos de los Servicios Generales y el trabajo de las 2.648 personas que constituyen la red de voluntarios de Cáritas en las parroquias.

Resaltó también la utilidad del Fondo Diocesano, “el mejor instrumento de comunicación de bienes con el que contamos” dijo Auxiliadora, a través del cual se han podido cubrir las demandas de las parroquias con más necesidades. En total, el Fondo Diocesano ha redistribuido 700.000 euros en el último año. Aprovechando la exposición de estos datos, Auxiliadora manifestó la preocupación de la entidad por el aumento de las demandas en temas de salud. “La gente no puede pagar sus medicinas, nos preocupa ver que las peticiones en este sentido han crecido en 10.000 euros”.

La secretaria de Cáritas Sevilla mencionó también el trabajo que se continúa haciendo con las personas sin hogar a través del Centro Amigo y los proyectos de atención en la calle; y con inmigrantes a través del Proyecto Nazaret.

Lucha contra el paro

Además, Mariano Pérez de Ayala apuntó la lucha contra el paro como una de las mayores actuaciones de la acción social de Cáritas y recordó, en base a esto, que el Centro Diocesano para el Empleo que impulsó la Archidiócesis con motivo del año de la misericordia, comenzará a funcionar el próximo mes de octubre.

Para finalizar la primera parte del encuentro, Eduardo Vera, delegado episcopal en Cáritas de Sevilla habló sobre las líneas de identidad de la institución y la importancia de la formación del voluntariado. “Tenemos que estar formados, los pobres se merecen que los tratemos lo mejor posible”, comentó. Por este motivo, el Delegado anunció que, además de la formación habitual en parroquias y encuentros, estará disponible a partir de septiembre la Escuela Charitas Christi. Un curso sobre la caridad impartido en el Instituto Superior de Ciencias Religiosas y dirigido principalmente a voluntarios de la entidad.

Tras un breve descanso, la segunda parte del encuentro contó con la presencia de mons. Atilano Rodríguez, Obispo de Sigüenza-Guadalajara y responsable de Cáritas Española que, acompañado por el Obispo auxiliar de Sevilla, mons. Santiago Gómez, reflexionó sobre la misericordia de Dios y cómo conocerla para dar así testimonio y ser reflejo de la misma.

El encuentro Institucional terminó sobre las ocho de la tarde y asistieron más de cien voluntarios procedentes de distintas Cáritas parroquiales.

Contenido relacionado

Enlaces de interés