El Obispo bendice la Casa Parroquial de San Bartolomé de Torredelcampo, y confirma a 108 fieles

Diócesis de Jaénhttp://diocesisdejaen.es/
La diócesis de Jaén es una iglesia particular española sufragánea de la archidiócesis de Granada. Sus sedes son la Catedral de la Asunción de Jaén y Catedral de la Natividad de Nuestra Señora de Baeza.

El día de San Fernando, el Obispo de Jaén, Don Amadeo Rodríguez Magro visitó la localidad de Torredelcampo para bendecir la Casa Parroquial, además de para confirmar a un numeroso grupo de fieles de la Parroquia de San Bartolomé.

Casa Parroquial
El Prelado llegaba a la localidad, donde lo esperaba el párroco, D. Pedro José Martínez Robles; el Vicario Parroquial, D. Manuel Ceacero y la comunidad parroquial de San Bartolomé. Don Amadeo conocía las nuevas instalaciones, y al finalizar la visita, las bendijo.

La Casa Parroquial ha sido sometida a una profunda rehabilitación, ya que se encontraba en estado ruinoso y hacía imposible su habitabilidad. Esta Casa Parroquial está insertada estructuralmente en el edificio de la Iglesia de San Bartolomé, que data del s. XVII. En la importante intervención que se le ha realizado, entre otros, se han reforzado los suelos, y las cubiertas han sido sustituidas por completo. Se han respetado elementos constructivos y han salido a la luz otros como cornisas y contrafuertes. También ha quedado exenta la Capilla del Santísimo, sobre la que apoyaban estructuras que perjudicaban su estructura. Se ha tratado de una restauración que ha contado con el permiso de la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía, que estudió detalladamente el proyecto. Por otra parte, se ha construido totalmente el acceso a la Casa parroquial y se ha demolido el anterior, que fue construido en los años ochenta, con un difícil acceso a la misma.

En el edificio de acceso a la Casa se ha instalado un elevador y se han construido cuatro salones que se unen a los del Centro Parroquial de San Bartolomé, que se inauguró en el año 2001. También se ha reformado la Sacristía de la Iglesia y los patios y servicios comunes para eliminar humedades existentes. La empresa constructora ha sido la torrecampeña «Hermanos Ortega» y los arquitectos Antonio Zafra y Miguel Ángel Colmenero, el aparejador, Juan Moral. Todas las empresas subcontratadas han sido de Torredelcampo.

Confirmaciones
Al concluir la visita y bendición de la Casa Parroquial, lo aguardaba un Templo repleto de fieles para vivir, junto con sus familiares y amigos, la celebración del Sacramento de la Confirmación. La Eucaristía presidida por Don Amadeo, y concelebrada por el Vicario de Comunión, D. Andrés López Ángeles y por el párroco y el vicario parroquial de Torredelcampo, D. Pedro José Martínez Robles y D. Manuel Ceacero, respectivamente.

En su homilía, y después de saludar a los que participaban en la celebración eucarística, quiso resaltar la figura de los catequistas como «‘testigos de la fe’ que transmiten esa fe a aquellos a los que acompañan en su vida cristiana», dijo.

El Obispo diocesano afirmó que estaba «gratamente impresionado» por todos los vecinos de Torredelcampo que se hicieron presentes en el Templo. Al inicio de su homilía puso el ejemplo de San Fernando como «testigo de la fe, con un gran compromiso cristiano en su tiempo».

Dirigiéndose al pueblo fiel, les dijo: «la fe es un don de Dios, que recibimos cada uno de nosotros y la convertimos en vida. La fe se vive». Para continuar, «Hay que llevar la fe a la familia, el trabajo, la escuela, la fiesta, la convivencia. La fe pertenece a la vida de un cristiano».

En este sentido, el Prelado jienense afirmó, «hay que mostrar que Jesucristo vive en nosotros y que el Evangelio de Cristo es posible vivirlo en cualquier tiempo, en cualquier circunstancia y en cualquier sociedad».

Refiriéndose a los confirmandos dijo, «lo que hoy contemplamos es más que una ceremonia religiosa, es un Sacramento. Eso significa que el protagonista de lo que va a suceder hoy en Torredelcampo es el mismo Dios, en la persona del Espíritu Santo».

Respecto a la Eucaristía, Don Amadeo expresó que «todo lo que somos y vivimos, se enriquece y fortalece con la participación en la Eucaristía. Sin la Eucaristía no podemos vivir».

En relación al Sacramento que los confirmandos iban a recibir, el Obispo dijo: «el que pone la fortaleza en la fe de los creyentes, ese es el Espíritu Santo, ese que vais a recibir hoy. El Espíritu Santo os va a ofrecer sus dones, va a vivir con vosotros a partir de hoy, porque este Sacramento, con la imposición de manos y la unción del crisma, sella la vida cristiana. Dejaos acompañar y guiar por el Espíritu de Dios que hoy viene con un gran regalo de la Iglesia». Para concluir, señalando, «este don debéis de aceptarlo, acogerlo personalmente, porque si lo acogéis, acogeréis el bien y la belleza para vuestra vida. Acoged al Espíritu Santo que os va a llevar siempre por el camino del amor, de la verdad y del Evangelio».

A continuación, y tras renovar las promesas del bautismo, los confirmandos se acercaron ante el altar, junto a sus padrinos y madrinas, para recibir el Sacramento de manos del Pastor de la Iglesia diocesana de Jaén.

La Santa Misa estuvo participada por toda la comunidad pastoral de San Bartolomé, con la colaboración en la oración de fieles y en las ofrendas, además de en la monición de entrada.

Finalmente, al término de la celebración, los que habían sido confirmados en la fe de Cristo se hicieron una foto de familia con el Obispo de Jaén.

Contenido relacionado

Este fin de semana, recogida de alimentos y productos de higiene en Jaén capital...

Llamada de Cáritas a la donación de alimentos no perecederos y...

Los seminaristas visitan Baños de la Encina

Continuando con una tradicional costumbre de visitar las distintas comunidades de...

Enlaces de interés