Trebujena y Sanlúcar de Barrameda viven la festividad de la Asunción de la Virgen María

Diócesis de Asidonia-Jerezhttps://wp.diocesisdejerez.org/
La diócesis de Asidonia-Jerez, conocida también simplemente por diócesis de Jerez, ​ es una jurisdicción de la Iglesia católica de España que comprende el norte de la provincia de Cádiz, tomando como límite y frontera natural el curso del río Guadalete.

Nuestra Señora de Palomares y Nuestra Señora de la Caridad protagonistas este fin de semana en la Iglesia Asidonense.

La festividad de la Asunción de la Virgen María se vive de forma intensa en nuestra Diócesis, en concreto en dos localidades que celebran a su patrona, Trebujena y Sanlúcar de Barrameda. Todo comienza el 14 de agosto por la tarde con Nuestra Señora de Palomares, patrona de Trebujena en la que Monseñor José Rico Pavés estuvo presente presidiendo la Eucaristía. Tras la Santa Misa se llevo a cabo la procesión por las calles del municipio en la que también estuvo presente el prelado.

Monseñor Rico Pavés junto al paso de Nuestra Señora de Palomares

Tras esta celebración el 15 de agosto nos vamos hasta Sanlúcar de Barrameda donde a las 11hrs la Basílica Menor de Nuestra Señora de la O, sede de la Nuestra Señora de la Caridad acogía la celebración de la Eucaristía presidida por Monseñor José Rico Pavés. Tras la Santa Misa, por la tarde tuvo lugar la salida procesional de la patrona de la localidad diocesana, la cual se engalana para esta ocasión.

Homilía de Monseñor Rico Pavés con motivo de la festividad de la Asunción de la Virgen María

Eucaristía de Nuestra Señora de la Caridad de Sanlúcar de Barrameda

“Dichosa tu que has creído porque lo que te ha dicho el Señor se cumplirá”, con estas palabras comenzó la homilía Monseñor José Rico Pavés donde primeramente recordó la importancia de vivir estas festividades como un momento en que los cristianos debemos pararnos ante nuestra madre y su hijo abrir el corazón para así plantearnos tres preguntas:

1 – ¿Qué estoy haciendo yo con mi vida?

2 – ¿Qué ha hecho el Señor por mí?

3 – ¿Qué estoy yo dispuesto hacer por el Señor?

Por otro lado, haciendo referencia a la primera lectura, hizo hincapié en que debemos acudir a María por que esto significa que tenemos cercana la presencia de Cristo y así podremos curar nuestro corazón de nuestras heridas y así consolarnos bajo su abrazo.

En otro orden de ideas, destaco de la segunda lectura, que María es esperanza, y que tras la muerte todo no se acaba sino que vamos hacía el lugar para donde estamos creados que es estar junto al Padre.

Por último, destacó del Evangelio la importancia de la alegría que Cristo nos regala que se alimenta del amor que es capaz de consolarnos en los momentos más duros de nuestra vida.

Ver este artículo en la web de la diócesis

Contenido relacionado

Enlaces de interés