Los Palacios y Villafranca celebra el III centenario del nacimiento de monseñor Juan Ramos de Lora

Archidiócesis de Sevillahttps://www.archisevilla.org/
Sede metropolitana de la Iglesia Católica en España, y preside la provincia eclesiástica de Sevilla, con seis diócesis sufragáneas.

Los Palacios y Villafranca celebra el III centenario del nacimiento de monseñor Juan Ramos de Lora

La Parroquia Santa María de los Palacios y Villafranca celebra este jueves 23 de junio, el III centenario del nacimiento del ilustre palaciego monseñor Juan Ramos de Lora, primer obispo de Mérida, Venezuela, nacido en Los Palacios y Villafranca, Sevilla, el 23 de junio de 1722.

La Misa de acción de gracias será a las ocho y media de la tarde, presidida por el párroco de Santa María de los Palacios y Villanfranca, Diego Pérez Ojeda.

A la celebración eucarística asistirán autoridades civiles, académicas y militares de la localidad, además de los miembros de la Comisión Internacional histórico cultural en homenaje al III centenario de fray Ramos de Lora. La capilla musical “Virgen de las Nieves” con Javier Salguero al órgano, acompañarán musicalmente la ceremonia.

“Monseñor Juan Ramos de Lora es un personaje de gran relevancia en Venezuela. Fue el primer obispo de la diócesis de Mérida de ese país del Sur de América, aparte de todo el aspecto reformador y evangelizador ha fundado la segunda universidad más importante de ese país”. Ha informado Pérez Ojeda que, durante todo este año, la Parroquia Santa María de los Palacios y Villafranca celebrará diversos actos culturales para difundir la vida y obra de este palaciego.

La primera conferencia sobre el nombramiento, fundación del episcopado, labor y legado cultural de fray Juan Ramos de Lora correrá a cargo de la profesora y doctora en historia americanista, Carmen María Panera. La cita es el 29 de junio a las ocho y media de la tarde en la Casa de la Cultura, en el Patio del Parnaso (Calle Real de Villafranca, 24)

Sobre monseñor Juan Ramos de Lora

El religioso franciscano (OFM), escritor y misionero en América, primer obispo de Mérida (Venezuela), monseñor Juan Ramos de Lora fue hijo de Manuel Ramos y de Bárbara María de Lora. Ingresó en el Convento mayor de San Antonio de Sevilla, de la provincia franciscana de Los Ángeles, el 19 de febrero de 1743. Como profesor de Teología pasó a la Nueva España, en 1749, destinado al Colegio Apostólico de Propaganda Fide de San Fernando (Méjico) pero pronto se incorporó a las misiones de Sierra Gorda donde trabajó durante dieciséis años, bastantes de ellos como superior. El 14 de julio de 1767 emprendió viaje a California en compañía del padre Junípero Serra, para ocupar el dejado por la expulsión de los jesuitas. El visitador general José de Gálvez llegó el 6 de julio de 1768 y tuvo a Ramos como su hombre de confianza.

Marchó Ramos a México (15 de enero de 1772) y el memorial que presentó a la Real Audiencia sorprendió al fiscal y relatores, que lo pasaron favorablemente al virrey, lo que produjo la reprensión de Felipe Berri. Hacia 1780 el antiguo visitador general José de Gálvez, consejero de Indias en Madrid, hace sonar el nombre de Ramos como apto para un obispado, además, para uno de nueva creación como era el de Mérida, en Venezuela.

Diócesis de Mérida, Venezuela

Constituida la nueva diócesis de Mérida por Bula del 17 de febrero de 1778, fray Juan Ramos fue designado por el rey Carlos III el 31 de agosto de 1780 para cumplir las funciones de primer obispo de la nueva diócesis, cuya presentación fue aprobada por el papa Pío VI el 24 de septiembre de 1782. El territorio diocesano se constituyó con una parte de la diócesis de Caracas y otra parte de la metropolitana de Santa Fe (hoy, Colombia), primando así el criterio regio de adaptar límites diocesanos a los civiles, paliándose la anomalía de que un mismo territorio estuviese sujeto en lo secular a Bogotá y en lo espiritual a la capitanía general de Venezuela. La designación de fray Juan Ramos constituyó una sorpresa para todos y para él mismo.

Permanece en Maracaibo casi un año, hasta que el 26 de febrero de 1785 se instala en Mérida. Bendijo la obra e inauguró el Seminario Tridentino de San Buenaventura el 1 de noviembre de 1790, germen de la futura Universidad de los Andes. Murió nueve días después y fue enterrado bajo la capilla del edificio recién construido.

El 21 de septiembre de 1960 se instaló en el patio central de la Universidad de los Andes una gran estatua de su fundador, el obispo Ramos de Lora, obra del escultor español Enrique Pérez Comendador.

“Monseñor Lora —así termina la página virtual de la Universidad de los Andes— cuya memoria perdurará en los anales de Mérida fue infatigable en su apostolado y fecunda la cosecha recogida”.

Ver este artículo en la web de la diócesis

Contenido relacionado

Enlaces de interés