Librería diocesana: Un servicio a las parroquias desde la cultura

Archidiócesis de Sevillahttps://www.archisevilla.org/
Sede metropolitana de la Iglesia Católica en España, y preside la provincia eclesiástica de Sevilla, con seis diócesis sufragáneas.

Sevilla cuenta desde el pasado día 24 con una Librería Diocesana, y se suma de esta manera a las cerca de treinta diócesis españolas que ya contaban con un servicio de este tipo para las parroquias, comunidades e instituciones eclesiales. Precisamente así fue definido por monseñor Asenjo Pelegrina en el acto de bendición del local ubicado en la entrada del Arzobispado: “un espacio para la cultura y, sobre todo, un lugar para el servicio a las parroquias, comunidades, movimientos, asociaciones e instituciones eclesiales de la Archidiócesis de Sevilla”.

Librería diocesana

En las estanterías de la nueva librería se ofrecen desde títulos relacionados con la teología, el arte, el patrimonio religioso o la cultura cristiana, hasta guías de la ciudad o de la Catedral, textos y materiales litúrgicos, pequeños objetos devocionales, etc. El Arzobispo subrayó que la razón de ser de esta librería “no es económica”, ya que “pretendemos servir, como todas las instituciones de la Iglesia que tienen como finalidad primera servir al pueblo de Dios”, añadió. La librería también tiene carácter pastoral, y en sus estanterías se podrán encontrar obras que contengan “subsidios para ayudar a los agentes de pastoral, los sacerdotes, los religiosos, las religiosas, los laicos más comprometidos en las tareas pastorales”, recordó mons. Asenjo, quien hizo también referencia a los libros litúrgicos, los catecismos o el Youcat.

“Una teología sana”

En su intervención durante el acto de bendición, el Arzobispo recordó que la librería es “fundamentalmente religiosa”. Al respecto señaló que “aquí se van a vender sobre todo obras de teología, y pretendemos que sea una teología sana. Que nadie espere –añadió- libros que ponen en duda la divinidad de Jesucristo”. En esta línea hizo hincapié en que “buscamos difundir la buena y sana teología, la verdad de Dios y también la verdad del hombre”.

Encargadas de la Librería diocesana

Maribel Cereceto y Reyes Bo (ambas en la imagen) son las dos responsables de este nuevo establecimiento diocesano, y se muestran satisfechas del resultado final “después de muchos meses de trabajo” en los que han conocido la experiencia de establecimientos similares en otras diócesis andaluzas. El proyecto ya es una realidad y estos días han podido comprobar la buena aceptación de la Librería Diocesana entre un público no estrictamente religioso, “ya que estamos ubicados en un enclave privilegiado para el turismo, y recibimos tanto a sacerdotes, religiosos, catequistas o fieles como a visitantes que desean una guía, un recuerdo o alguna novedad editorial”.

Un servicio a la cultura

La librería tiene también una dimensión cultural, “bien entendido que la Iglesia cumpliendo con su misión ya hace cultura”, apuntó el Arzobispo. Al respecto afirmó que la Iglesia ha producido a lo largo de los siglos “una cultura exuberante, la cultura cristiana”. “Pretendemos servir también a la cultura”, apuntó.

Además de los contenidos editoriales la Librería Diocesana ofrecerá casullas, ajuar de misa y todo tipo de material litúrgico, “en un servicio a las parroquias para todo lo que necesiten en el desarrollo de sus actividades”, señalaron Maribel y Reyes, quienes ya trabajan en varias líneas de desarrollo de este proyecto: “estamos abiertos a libros de valores, temática para niños, juegos para educar en la fe y recursos muy variados”, entre los que destacan las formas procedentes del convento de las Agustinas. “Aquí estamos para facilitar a las parroquias todo lo que necesiten en el desarrollo de sus actividades”, resumieron.

En los próximos meses se sucederán las presentaciones literarias, diversas promociones coincidiendo con los tiempos litúrgicos e incluso la puesta en marcha de una página web desde la que se podrán adquirir libros.

Apoyo diocesano

En el acto de bendición, el Arzobispo estuvo acompañado por el Obispo auxiliar, mons. Santiago Gómez; el vicario general, Teodoro León; el secretario general, Isacio Siguero; y el arquitecto responsable de la adaptación del espacio de la nueva librería, Antonio Campos; así como de los vicarios, delegados diocesanos y representantes de la vida consagrada, colegios religiosos y la Curia diocesana.

Contenido relacionado

El arzobispo reestructura las vicarías territoriales de la ciudad de Sevilla

La composición de las vicarías territoriales de la ciudad de Sevilla...

La Pastoral Juvenil prepara un Adoremus con el Sagrado Corazón

Los jóvenes de la Cofradía del Sagrado Corazón de Jesús de...

‘Recordando al cardenal Amigo’

El pasado 27 de abril falleció el cardenal arzobispo emérito de...

Enlaces de interés