La Congregación para la Educación Católica confirma la erección canónica del ISCR

Archidiócesis de Sevillahttps://www.archisevilla.org/
Sede metropolitana de la Iglesia Católica en España, y preside la provincia eclesiástica de Sevilla, con seis diócesis sufragáneas.

La Congregación para la Educación Católica ha confirmado el decreto de erección canónica del Instituto Superior de Ciencias Religiosas San Isidoro y San Leandro (ISCR), que hasta ahora tenía una vigencia provisional y ad trienium.

El anuncio lo ha hecho el arzobispo de Sevilla en su carta pastoral correspondiente al domingo, 1 de marzo. Mons. Asenjo ha calificado la confirmación del decreto como «una magnífica noticia por la que todos nos debemos felicitar y que yo quiero compartir con todos los fieles de nuestra Iglesia diocesana».

Según relata en la citada carta, el ISCR fue una de sus prioridades desde que llegó a Sevilla, consciente de las dificultades que su erección entrañaría: «Os confieso que asumí este reto como una verdadera prioridad. Hablo de reto porque era totalmente consciente de las dificultades que ello entrañaría. Unos meses antes de mi toma de posesión, la Congregación para la Educación Católica había publicado una Instrucción sobre los Institutos Superiores de Ciencias Religiosas, en la que se endurecían las condiciones que debían cumplir los institutos ya erigidos, cerrando prácticamente las puertas a la creación de otros nuevos».

El arzobispo destaca el trabajo realizado por el director, Antonio Bueno, desde la creación del ISCR, y califica la confirmación del decreto de erección canónica como «un respaldo de todo el trabajo que hemos realizado en estos tres años. Significa además un refrendo y una garantía de que el Instituto está cumpliendo escrupulosamente lo que exige la Congregación y que -añade- estamos impartiendo una formación filosófica y teológica de calidad».

Destaca también que el Instituto vertebre y coordine la formación del laicado, «tarea imponente en la que están colaborando de forma destacada muchas delegaciones diocesanas, movimientos y asociaciones». «Todo ello, con un claro objetivo: la formación desde la comunión, pues ambas realidades tienen que ir de la mano», concluye.

Puede consultar el texto íntegro de la carta en este enlace.

Contenido relacionado

Enlaces de interés