«Entra sin llamar»

Felicitación navideña del Sr. Obispo de Jaén. Muchas veces hemos repetido desde que éramos niños en el Símbolo de nuestra fe: “Que por nosotros los hombres y por nuestra salvación bajó del cielo y por obra del Espíritu Santo se encarnó de María la Virgen y se hizo hombre”.

El “Sí” confiado de María Santísima hizo posible la Encarnación del Verbo y, en una noche de silencio, nació en Belén de Judá el Hijo de Dios. Misterio maravilloso de amor por la humanidad, por ti y por mí.

De nuevo, un año más, resuena para nosotros el anuncio del Ángel a los pastores: “No temáis, pues os anuncio una gran alegría, que lo será para todo el pueblo. Hoy os ha nacido, en la ciudad de David, un Salvador, que es Cristo el Señor” (Lc 2, 10- 11).

Somos muchos los que en estas tierras del Santo Reino te esperamos en esta nueva Navidad. Nos ha llegado en el Adviento este anuncio, Buena Noticia, y salimos a tu encuentro, Señor.

Un niño, en una Navidad, dejó un pequeño cartel a la entrada de su casa en que se leía: “Jesús, cuando pases por aquí, entra sin llamar, que te espero”. Aquí en Jaén, tienes muchas puertas abiertas. Tú lo conoces mejor que nadie pero estamos seguros que somos muchos miles de personas, de todas las edades y condiciones, los que deseamos encontrarnos contigo y llenarnos de la alegría que siempre nos trae tu presencia.

Nos llegan tus mensajes para construir un mundo en el que reine el amor, se defienda la vida, se construya la paz y la justicia. Ya sabemos, además, quienes son tus preferidos. Nos amas a todos, pero te inclinas y nos presentas a los pobres del mundo, a los que no cuentan para nada, a los que luchan contra el hambre y la enfermedad, a los que necesitan nuestro apoyo, para que los pongamos en primera fila en nuestros hogares, en nuestros Templos, en nuestros corazones. También naces para ellos.

Naces para todos y en esa cuna cabemos todos. Nadie es rechazado, crean o no crean en tu origen y mensaje. A todos nos abrazas y esto sí que es Navidad.

Mi felicitación para las Comunidades Parroquiales, de religiosos y religiosas; a las autoridades y ciudadanos, creyentes y no creyentes; cristianos de otras confesiones y fieles todos.

 

¡Feliz Navidad!

 

 

 + Ramón del Hoyo López. Obispo de Jaén

Contenido relacionado

Testigos de lo que hemos visto y oído

Carta Pastoral Jornada Mundial de las Misiones Queridos hermanos y hermanas: El mes...

Enlaces de interés