Las Parroquias de Cortijos Nuevos y Coto Ríos acogen a la Comunidad Terapéutica de Alcaudete

Diócesis de Jaénhttp://diocesisdejaen.es/
La diócesis de Jaén es una iglesia particular española sufragánea de la archidiócesis de Granada. Sus sedes son la Catedral de la Asunción de Jaén y Catedral de la Natividad de Nuestra Señora de Baeza.

El día 15 de Diciembre, las comunidades de San Rafael Arcángel de Cortijos Nuevos y San Miguel Arcángel de Coto Ríos, acogieron a los miembros de la Comunidad Terapéutica de Nuestra Señora de la Asunción de Alcaudete.

Esta salida se hizo a propuesta de la parroquia de Cortijos Nuevos, por el deseo de compartir juntos una jornada, y también en agradecimiento por el bien que ha supuesto y supone la Comunidad Terapéutica De Nuestra Señora De La Asunción.

No han sido pocas las veces que el párroco ha acudido a esta comunidad, y no sin esfuerzo, siempre se ha atendido a su petición.

La Comunidad, también conocida como comunidad de Chircales de Alcaudete está ubicada en plena Sierra Sur de Jaén, y se dedica a la rehabilitación, deshabituación y reinserción de personas con trastornos adictivos y de la conducta.

En ella, nuestros usuarios y usuarias pueden poner fin a sus vidas desordenadas y comenzar de nuevo, para ello, nos valemos de un Equipo de Profesionales formado por dos psicólogos, una trabajadora social, un médico, un psiquiatra y varios educadores y formadores.

Trabajamos todos los días del año ya que nuestros usuarios ingresan en régimen de internamiento por un periodo que oscila entre los seis meses y un año, donde se realiza una reeducación de la persona en todos los aspectos sociales, familiares, emocionales, personales y laborales, para que puedan reconstruir sus vidas y así tener una segunda oportunidad.

Para nuestro centro, es un orgullo observar el milagro que se produce en las vidas de todos los pacientes y las familias de estos, que acuden a este lugar. Cuando ingresan sus historias están llenas de sufrimientos y al recibir el alta, vuelven a tener ilusión, a tener esperanza y ganas de vivir y ello se demuestra en la alegría y en el agradecimiento que nos manifiestan.

Además del Programa Terapéutico que realizan los profesionales, se vale de muchas actividades extraordinarias como por ejemplo, convivencias religiosas, Eucaristías, charlas y catequesis, Cursillos de Cristiandad, donde se da a conocer el cristianismo y la palabra de Dios, a todas estas personas que ni siquiera han oído hablar de la religión.

Tienen una Ermita, conocida como la Ermita del Cristo de Chircales, un lugar de oración donde poder reencontrarse con Dios. Ello les ayuda a encontrar el sentido de sus vidas y a sentirse queridos y valorados, es una opción que los usuarios hacen libremente, pero que además se contagia entre ellos, el bien que supone Dios, hemos descubierto que el Señor, incluso a nosotros, nos acerca más a ellos y nos hace más humanos en nuestro complicado trabajo, que es el de salvar vidas.

Somos Cristianos y no tenemos complejo alguno de demostrarlo, además porque es esta nuestra razón de ser y realmente el auténtico Camino que realmente nos Salva.

Fue una jornada intensa, donde realmente se pudo experimentar la alegría y la presencia de Cristo, como en toda actividad que se hace donde es Él, el motor principal.

En las Dependencias Parroquiales De Cortijos Nuevos, donde un grupo de la comunidad parroquial había estado preparándonos la comida, destacamos su fraternal y cariñosa acogida, y esmero en la preparación.

No solo prepararon para nosotros, sino que lo pudimos compartir juntos, además también junto al acto central y más entrañable de la jornada, la celebración gozosa de la Eucaristía, donde todos pudimos expresar nuestras peticiones y acción de gracias, rezar juntos y cantando juntos, sentir de verdad al Cristo vivo que viene a nosotros.

Al terminar nos impusieron una cruz de madera que llevaremos siempre con nosotros, pues realmente simboliza para nosotros que somos muy amados por Dios, que nos acompaña en todo momento, y no quiere que nos caigamos.

La actitud con que fuimos recibidos tanto por el párroco D. Germán García Aguilera, como por todas las personas de sus parroquias que nos fueron recibiendo en los distintos lugares, nos hizo sentirnos muy queridos, incluso importantes, amados por Dios. Gracias!! Son gente de Dios.

De camino de vuelta hicimos una parada para hacer una visita al D. Sebastián párroco de Beas de Segura, que fue nuestro párroco en Alcaudete, una alegría poder saludarlo.

Comunidades Parroquiales de Cortijos Nuevos y Coto Ríos
Comunidad Terapéutica de Alcaudete

Contenido relacionado

Don Amadeo visita y se despide de la Comunidad del Seminario

El pasado martes, 23 de noviembre, nuestro todavía Obispo Administrador Apostólico,...

Palabras de bienvenida y saludo de Don Amadeo al Obispo Sebastián

Con mis últimas palabras como Pastor de la muy amada Diócesis...

Enlaces de interés