Solidaridad con la Iglesia de Estados Unidos en defensa de las familias separadas en la frontera sur con México

Desde el Arzobispado de Granada, en solidaridad y comunión con la Iglesia Católica en Estados Unidos y sus obispos, difundimos las palabras del Arzobispo de San Antonio (Texas), Mons. Gustavo García- Siller, en apoyo a la reunificación de las familias de inmigrantes que están siendo separadas en la frontera sur con México en aplicación de la política “tolerancia cero”.

La Iglesia de Granada en solidaridad con los obispos de Estados Unidos se hace eco de las palabras en vídeo del Arzobispo de San Antonio, en Texas, Mons. Gustavo García-Siller, en relación a la situación que están viviendo actualmente las familias de inmigrantes en la frontera de Estados Unidos con México a causa de la aplicación de la política estatal de inmigración “tolerancia cero” por la que los hijos de los inmigrantes están siendo separados de sus padres.

En sus declaraciones, Mons. García-Siller defiende la reunificación y la unión de todas las familias invitando también a los fieles a reflexionar y movilizarse para no permitir esta situación dramática.

“Hay un sentido de unidad entre todos los obispos de Estados Unidos sobre lo inhumana que es esta medida y como necesitamos continuar promoviendo la unificación de familias. Si no hacemos algo para parar este demonio somos parte del crimen aquí. Todos nosotros podemos contribuir a mantener la dignidad de la persona humana en el centro de todo el diálogo”, afirma el prelado.

Asimismo, el Arzobispo de Texas invita también a los fieles a empatizar con los afectados: “Me gustaría retar a muchos de nuestros feligreses a considerar si uno de los valores más importantes que tienen es la unidad de sus familias, como pueden acabar apartadas con políticas que separan y destruyen mentes, corazones y psiques”, declaró.

UNIDAD DE LAS FAMILIAS
La política “tolerancia cero” es una medida de control de inmigración aplicada en Estados Unidos desde el pasado mes de abril por que la que se decreta que todo inmigrante indocumentado que pretenda entrar en el país de forma ilegal comete un delito por el que debe ser juzgado y consecuentemente pierde la custodia de sus hijos. Fruto de esta medida miles de menores se han visto separados de sus padres y recluidos en centros estatales.

Ver vídeo de Mons. García-Siller

Palabras de Mons. García-Siller recogidas en el vídeo

Contenido relacionado

Último encuentro de profesores de religión del curso 2023 / 24

El sábado 15 de junio se celebró en el CES La...

250 años del patronazgo de la Virgen de las Nieves en Las Gabias

Se celebró una procesión extraordinaria el pasado 8 de junio. Desde...

La actualidad informativa de la Diócesis, en “Iglesia Noticia”

Programa emitido el domingo 16 de junio en COPE Granada y...

Enlaces de interés