Las Hermanas Hospitalarias celebran su XXI Capítulo General en Roma

La Congregación está presente en la Diócesis de Granada desde 1963 con la Fundación Purísima Concepción, dedicada a la atención de personas con diversidad funcional.

La Congregación de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, presente en nuestra Diócesis de Granada desde el año 1963 con la Fundación Purísima Concepción, celebra desde el viernes día 8 y hasta el 30 de junio su XXI Capítulo General, en Roma. Con el lema “Practicar la Hospitalidad” (Rm 12, 13), las hermanas trabajarán por “buscar y concretar las respuestas al sufrimiento de la humanidad” y “será el momento de definir la programación para el próximo sexenio, incluyendo el momento de elecciones”, en las que las hermanas capitulares participantes elegirán a la Superiora General y Consejeras, informó CONFER.

En esta Asamblea, participan 39 hermanas capitulares, y durante una semana también estarán presentes 20 colaboradores y 6 laicos hospitalarios, representando la universalidad de la Congregación y eclesialidad del carisma hospitalario. Su participación se centrará sobre todo en el estudio y discernimiento de la Misión y Obra Hospitalaria.

GRANADA
En nuestra Diócesis de Granada, la Congregación de Hermanas Hospitalarias está presente a través de la Fundación Purísima Concepción, nacida en 1963, dedicada a la atención de personas con diversidad funcional. Sus inicios hace 55 años fueron muy precarios “basados en la colaboración de la Congregación y las pequeñas aportaciones que podían realizar las familias, la gran mayoría de medios rurales y con escasos recursos”, explica la Fundación en su web.

La actividad de la Fundación comenzó como Centro de Educación Especial denominándose Centro Psicopedagógico «Purísima Concepción», el 26 de julio de 1965. En sus comienzos era sólo para chicas y fue a partir del curso 1995-1996 cuando se transformó en un centro mixto. En el año 1975, se crean los talleres de Formación Profesional de Aprendizaje de Tareas.

La Residencia Escolar “Purísima Concepción” comienza su actividad al mismo tiempo que el Centro Educativo, en 1965. De forma paralela a los inicios de la actividad educativa se crea la Asociación de Padres del Centro y 1987, el Centro Ocupacional “María Josefa Recio”, comenzando su actividad el 1 de octubre de ese mismo año.

También un 1 de octubre, pero del año 1990, comienza a funcionar una Vivienda Tutelada, una pequeña unidad de alojamiento y convivencia destinada a personas con discapacidad intelectual que poseen un cierto grado de autonomía personal. En 2001 inicia su andadura la Unidad de Día “Purísima Concepción” para cubrir esta necesidad y a otros usuarios cuyo nivel cognitivo y habilidades manipulativas no se adaptaban al citado centro. “Nuestra última respuesta a los más necesitados ha sido la creación en 2010 de una residencia de Psicodeficientes, personas con discapacidad intelectual y enfermedad mental asociada, que atiende a usuarios tanto de Granada como de Andalucía”, explica la Fundación.

Contenido relacionado

Gaudí y San José, una charla sobre la devoción josefina del arquitecto

La Asociación Pro Beatificación de Antoni Gaudí presentará en Granada la...

Último domingo de septiembre, a los pies de la Patrona

El 26 de septiembre, la devoción vivida en Granada por la...

Enlaces de interés