Constructores de paz

Oración de D. Blas Gordo, Delegado Episcopal para el Clero, en la Plaza de las Pasiegas ante la Sagrada Imagen del Santísimo Cristo de los Favores, de la Hermandad de Nuestra Señora de la Paz y Cofradía del Santísimo Cristo de los Favores y María Santísima de la Misericordia Coronada, en su estación de penitencia en la Catedral el Viernes Santo.

Ahora, gracias a Cristo Jesús, los que un tiempo estabais lejos, ahora estáis cerca por la Sangre de Cristo. Él es nuestra paz. El que de los dos pueblos ha hecho uno, derribando con su cuerpo el muro que los separaba: la enemistad. Él ha abolido la ley con sus mandamientos y decretos, para crear de los dos en sí mismo un único hombre nuevo haciendo las paces. Reconcilió a Dios con los dos, uniéndolos a un solo cuerpo mediante la cruz, dando muerte en él al odio. Vino a anunciar la paz. Paz a vosotros los de lejos. Paz también a los de cerca.

Oración
Queremos, Señor, en este Viernes Santo, acoger este mensaje que nos ayuda a recuperar la paz que procede de Ti. Tú eres el constructor de la paz.
Tú, que has hecho que en tu propia vida pueda renacer este pueblo que a veces se siente dividido, que a veces siente el riesgo de la fractura dentro de sí, Te pedimos, particularmente hoy, por los jóvenes, para que puedan ser constructores de paz como el Papa nos invita a vivir en esta proximidad del Sínodo de los jóvenes.
Danos tu fortaleza para no decaer en este empeño.

Padre Nuestro que estás en el Cielo,
santificado sea tu nombre.
Venga a nosotros tu Reino.
Hágase tu Voluntad,
en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día.
Perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden.
No nos dejes caer en la tentación
y líbranos del mal.

Amén
Blas Gordo
Delegado Episcopal para el Clero
30 de marzo de 2018
Plaza de las Pasiegas, Viernes Santo

Contenido relacionado

Enlaces de interés