«Transmitir la fe dentro de la familia marinera»

Carta Pastoral del Obispo de Cádiz y Ceuta, Mons. Ceballos Atienza, con motivo de la Jornada de las gentes del mar.

Mis queridos diocesanos: 

Un año más celebramos el día 16 de julio, fiesta de la Virgen del Carmen, la Jornada de las Gentes del Mar. Es ésta una jornada entrañable para las gentes del mar: marina mercante, puertos, pueblos enteros y parroquias y cofradías de pescadores de nuestra Diócesis de Cádiz y Ceuta, vivirán este día con manifestaciones cagadas de fervor y devoción marianas, a la Virgen del Carmen, que es invocada como “Estrella del Mar”. 

1. Transmitir la fe dentro de la familia marinera 

María es la gran educadora, Estrella del Mar, que nos guía por las aguas difíciles de la vida, de una manera especial en estos momentos álgidos de crisis económica y de paro. 

María, en el hogar de Nazaret, ayuda a su Hijo a crecer desde la infancia hasta la edad adulta, en sabiduría, en fe y gracia (cf. Lc 2,52). Su experiencia educadora constituye un punto de referencia seguro para los padres cristianos. Todos conocemos la importancia de una buena formación en los primeros años de nuestra vida en familia. 

La madres son las primeras educadoras y sembradoras de la semilla de la fe en el corazón de los hijos. Nuestras abuelas y nuestras madres nos enseñaron a  amar a la Madre del cielo. Ellas con gran naturalidad y ternura abrieron nuestras almas a la fe, y quizás la primera oración que aprendimos de sus labios fue el Ave María. ¡Gran responsabilidad para los padres! Ellos son los primeros educadores de los hijos en la vida de familia. 

2. Sensibilidad con las gentes del mar 

Nuestros pueblos costeros sufren los efectos de una crisis económica sin precedentes, que afecta al mismo tiempo a la situación de las gentes del mar, pescadores, marineros y sus familias. El mar es el escenario de la vida de tantas personas que viven de él, en donde experimentan sus riesgos y peligros y donde practican la fraternidad y la solidaridad. 

Nuestra Iglesia Diocesana debe estar sensibilizada con las gentes del mar, los gozos y las esperanzas, angustias y tristezas (cf. GS 1) de las gentes del mar deben ser apoyados por los responsables cristianos y reivindicar sus derechos. Considero que debemos estar cerca de las cofradías de pescadores y hacer camino con ellos. 

3. Esfuerzo de cercanía 

Debemos estar cerca de tantos hombres y mujeres que trabajan y viven entre las preocupaciones de muchas tormentas de inseguridad, y llevarles la esperanza de saber que cuentan con la ayuda de Dios y de la Virgen del Carmen, Estrella de los Mares, y también de todos aquellos que, desde su responsabilidad pública, se ocupan de los asuntos del mar. 

María se presenta a los cristianos de todos los tiempos como aquella que experimenta una viva compasión por los sufrimientos de la humanidad. María es la verdadera Madre que vela por sus hijos. La Virgen María, bajo la advocación del Carmelo protege y guía a las gentes del mar. Ella es Estrella de los Mares, así es invocada por pescadores y marineros. 

4. Situación de la población laboral 

En nuestras Diócesis de Cádiz y Ceuta existe un gran número de parados en esta tarea del mar, en algunas de las zonas marítimas.  

Las causas son complejas, entre otras causas podríamos recordar las negociaciones con los países limítrofes y la paradas biológicas. Se calcula, concretamente en Barbate, que un 50% de la población laboral está en paro, de ellos el 25% son trabajadores directos, es decir, pescadores, pero el otro 25% son trabajadores que dependen de los productos de la pesca. Es cierto que en la zona comprendida entre Tarifa y Conil, durante cinco meses, hay un alivio económico para ellos por el trabajo de las Almadrabas. 

5. Lucha por la defensa 

Tengamos presentes a todas aquellas personas que viven del mar y de sus frutos. Luchemos por la defensa del reconocimiento social de la dignidad y el valor de los trabajadores del mar, tantas veces mal valorados y en ocasiones ignorados. 

Esta Jornada del Apostolado del Mar nos recuerda nuestro compromiso con las gentes del mar, la asistencia pastoral a los marineros y a sus familias; la formación específica de los agentes de pastoral del mar; el esfuerzo por restablecer las relaciones con las entidades regionales, nacionales e internacionales que hacen referencia a los hombres del mar. 

6. Oración confiada 

En esta Jornada queremos tener un recuerdo especial de las familias de los  marineros que durante este año han muerto en el mar. Queremos mostrarle todo nuestro apoyo humano y espiritual, y encomendarlos a ellos y a sus respectivas familias al Señor y a nuestra Señora del Carmen, a la que ellos, en muchas ocasiones han invocado en los momentos de dificultad en alta mar. 

Que Santa María, Estrella de los Mares, nos acompañe ahora y siempre. 

Reza por vosotros, os quiere y bendice,

+ Antonio Ceballos Atienza
Obispo de Cádiz y Ceuta

Contenido relacionado

Mi carta al comienzo del curso pastoral

Con el mes de septiembre hemos comenzado a caminar el nuevo...

Mensaje en la Jornada Mundial del Migrante y Refugiado

Construir el futuro con los migrantes y los refugiados” es el tema...

Enlaces de interés