La Catedral de Jerez inaugura hoy su exposición permanente

Diócesis de Asidonia-Jerezhttps://wp.diocesisdejerez.org/
La diócesis de Asidonia-Jerez, conocida también simplemente por diócesis de Jerez, ​ es una jurisdicción de la Iglesia católica de España que comprende el norte de la provincia de Cádiz, tomando como límite y frontera natural el curso del río Guadalete.

Un acto presidido por monseñor José Mazuelos pone hoy al alcance de los diocesanos y visitantes joyas de la pintura, escultura, orfebrería u ornamentos de entre los siglos XV al XX

La Santa Iglesia Catedral abre hoy las puertas de su exposición permanente que, felizmente, está ya disposición de los jerezanos y visitantes tras los trabajos que, durante meses, se han llevado a efecto para poner a disposición de la sociedad las valiosas muestras de arte litúrgico y suntuario con que cuenta. 

Pinturas, escultura, orfebrería, ropas litúrgicas o documentación histórica ocupan las vitrinas de las dependencias inauguradas este mediodía por monseñor José Mazuelos Pérez, obispo de Asidonia-Jerez, en un acto al que han acudido las autoridades de la ciudad y de otras poblaciones de la Diócesis. 

Durante el pasado 2010 fueron reparadas las cubiertas del primer templo diocesano para, a lo largo del presente año, pasar posteriormente a una obra que ha acondicionado las antiguas sacristía y antesacristía, junto a otras dependencias anexas, para acoger todas estas obras que ya lucen a la vista del visitante. 

Abrirá sus puertas cada día, entre las 10,30 y las 18,30 horas, brindando la posibilidad de contemplar obras como 'La Virgen niña' de Zurbarán, limpiada la pintura y restaurada, y otros cuadros atribuidos a Murillo o firmados por Valdés Leal, Francisco Pacheco o el jerezano Tahonero. 

Entre las esculturas presentes en la exposición permanente hay diversos crucificados, alguno de ellos filipino. La colección de copones y cálices dan verdadera relevancia a la orfebrería, con ejemplares de plata donados al entonces Cabildo Colegial por los reyes Carlos III y Fernando VII o el de platino y oro del Cardenal Segura. 

Los ornamentos litúrgicos también ocupan un lugar señalado en la exposición. Capas pluviales (una de ellas atribuida a la época de la Reconquista podría ser la más antigua pieza expuesta en la Catedral), casullas y dalmáticas nutren también esta exposición permanente. 

Un facistol existente en el templo y restaurado ocupa el centro de la antesacristía del mismo modo que la carroza sacramental que ocupa el Santísimo Sacramento en la procesión del Corpus Christi en Jerez, una joya de la orfebrería de mediados del siglo pasado realizada con 500 kilos de plata y donada por la familia Soto Domecq, hace lo propio en la sacristía. 

Este momento inaugural permite ver, entre todas las piezas expuestas, la valiosa custodia donada por la familia Soto Domecq y acomodada, solo ayer y hoy, en el templete diseñado por Aurelio Gómez Millán y realizado por Gabella Baeza. Esa pieza será retirada hoy mismo por razones de seguridad y solo será expuesta en momentos muy puntuales. 

Otras salas que se irán incorporando en una segunda fase, con acceso desde la Alameda Vieja y que dan al patio de los naranjos, para proporcionar posibilidades de otras exposiciones con carácter temporal que contribuyan a ampliar la oferta cultural y artística que, como medio de evangelización, la Iglesia local de propone.  

Contenido relacionado

Enlaces de interés