Eucaristía de envío del matrimonio misionero Antonio García y Ana Cruz

La Capilla Mayor del Seminario diocesano de Jaén acogió, el pasado 12 de marzo, la Eucaristía de Envío a las Misiones del matrimonio misionero formado por Antonio García y Ana Cruz.

La Misa, presidia por el Delegado Episcopal de Misiones, D. Manuel Alfonso Pérez Galán, fue concelebrada por ocho sacerdotes diocesanos. Los misioneros estuvieron acompañados por sus hijos, quienes los acompañarán en su misión, familiares y un numeroso grupo de amigos. Además, la Eucaristía estuvo signada por los miembros de la Pastoral del Sordo.

Durante su homilía, el Delegado Episcopal de Misiones, resaltó la importancia de la vocación misionera en los laicos, y de la madurez que tienen la Diócesis cuando son generadoras de vocaciones misioneras, como es el caso de la de Jaén, con 4 misioneros dando con su vida testimonio de la fe en Cristo.

Tras la homilía se hizo la oración del envío y se les impuso la cruz misionera.

Antonio García y Ana Cruz, jiennenses y vinculados a la Parroquia de Santa Isabel, parten, por tercera vez para tierras ecuatorianas, en colaboración con la iglesia hermana de Portoviejo.

Previamente a esta celebración, ya se había explicitado en un documento el Compromiso Misionero de cooperación que realizan los laicos misioneros de OCASHA, que son enviados por nuestra Diócesis para colaborar durante tres años en las tareas de cooperación misionera y de promoción al desarrollo en comunidades de la Diócesis de Portoviejo en Manabí (Ecuador).

Firman este documento: Mons. Lorenzo Voltolini Esti, Arzobispo de Portoviejo, Mons. Amadeo Rodríguez Magro, Obispo de Jaén, Ramiro Fauilí, Presidente de OCASHA y los misioneros Antonio García Fernández y Ana Cruz Lendínez.