Los sacerdotes celebraron el inicio del nuevo curso pastoral en la diócesis de Guadix Destacado

El administrador diocesano de Guadix, José Francisco Serrano, ha animado a los sacerdotes a comenzar el curso pastoral con energía, compromiso y responsabilidad. Que no haya un obispo a día de hoy en la diócesis accitana no significa que podamos dejarnos en nuestros compromisos pastorales, vino a decir José Francisco Serrano, en el inicio de curso pastoral que los sacerdotes de la diócesis de Guadix celebraron el pasado miércoles, 19 de septiembre. Aunque la diócesis está a la expectativa ante la pronta llegada de un nuevo obispo - no se sabe cuándo será-, el administrador diocesano expresó la necesidad de comenzar el curso pastoral como siempre, guiados por el Plan de Evangelización vigente y con las dinámicas pastorales, tanto parroquiales como arciprestales, que la diócesis necesita.

Al encuentro de inicio de curso, celebrado en el Centro Diocesano de Espiritualidad, asistieron la mayor parte de los sacerdotes. En un primer momento, el delegado de evangelización, José Antonio Robles, recordó los itinerarios del Plan de Evangelización y concretó lo que debemos iniciar o continuar en el curso que comienza. Crear espacios de reflexión y oración en parroquias e instituciones en torno a la exhortación del papa Francisco “Gaudete et Exsultate” es una de las propuestas para este año. También lo es crear o revitalizar los grupos de Evangelio y Vida, así como favorecer la participación en la Escuela de Fundamentos Cristianos, que inicia su segundo curso este año.

Potenciar el trabajo de los arciprestazgos será otra de las líneas de acción en el presente curso. Así, durante el encuentro hubo tiempo para revisar la marcha de los arciprestazgos en años anteriores y para proponer pistas para la dinamización de los mismos. En la diócesis de Guadix, hay cinco arciprestazgos, en los que hay actuaciones pastorales conjuntas y que sirven, también, como espacio de formación y de encuentro, tanto de sacerdotes como de laicos.

Y, sobre todo, se habló de la necesidad de potenciar los tres ejes fundamentales de la pastoral diocesana para el presente curso: la familia, las vocaciones y los jóvenes. Se ha editado un cartel que recordará en todas las parroquias esta unidad de acción, con el lema “Juventud, familia, vocaciones... fecundos en el mundo por la santidad”, que va a animar la vida pastoral en la diócesis de Guadix. Marca los tres campos de acción que se consideran prioritarios. Y todo desde la llamada a la superación y al compromiso, como nos recuerda el papa Francisco en su exhortación apostólica “Gaudete et Exsultate”, en la que habla de la llamada a la santidad.

Terminó este primer encuentro de los sacerdotes con una comida en fraternidad y con el compromiso de celebrar, ya para el mes de octubre, el 25 aniversario de la beatificación del obispo Manuel Medina Olmos y la Semana de Teología, que este año se adelanta al mes de octubre y que será del 15 al 19 de ese mes.