Nota de prensa del Obispado de Canarias

En relación con las noticias aparecidas en estos últimos días en diversos medios de comunicación, referente a la situación que viven unas familias de Argana Alta, en Arrecife-Lanzarote, este Obispado manifiesta lo siguiente:

1.- La Iglesia compró en el año 1953, según escritura que existe en el Obispado, una parcela de 10.500 metros. Dadas las dificultades en las que vivían muchas familias en aquel momento, la Iglesia decidió construir unas viviendas que sirvieran de ayuda provisional a dichas familias, pudiendo vivir en ellas hasta que su situación de dificultad se resolviera.

2.- En el año 2005, con el fin de atender necesidades pastorales en Lanzarote, se vio la necesidad de vender la parcela, en la que estaban ubicadas seis viviendas. El comprador de la parcela se comprometió a realojar a las familias que ocupaban dos de aquellas viviendas en otras, en la misma situación en la que estaban, es decir, en precario (mientras viviesen).

3.- Se nos ha hecho saber que la empresa compradora sigue dispuesta a atender los compromisos contraídos.

Las Palmas de Gran Canaria, a 11 de abril de 2014.-