Jerez ha celebrado a su Patrón San Dionisio Areopagita

El traslado del Pendón de la Ciudad y el Te Deum han llenado, junto a la solemne eucaristía posterior, el templo dedicado al Santo.

Jerez ha celebrado a su Patrón San Dionisio Areogagita con el tradicional Te Deum que, uniendo al Cabildo Municipal con el Cabildo Catedral presididos por monseñor José Mazuelos Pérez, anota siempre apuntes históricos que recuerdan que tal día como éste señala la tradición la reconquista definitiva de la ciudad en 1264 por parte del Rey Alfonso X El Sabio.

La bandera que recuerda aquel pendón portado a su entrada por las tropas cristianas ha sido trasladado a la iglesia mayor de San Dionisio por la corporación del Ayuntamiento desde el vecino Cabildo Antiguo, ambos en la Plaza de la Asunción, a sones de la Banda Municipal y con los canónigos recibiéndola a las puertas del templo en cuyo interior ha tenido lugar este acto cívico religioso.

Luis Piñero ha sido este año el canónigo que ha intervenido y en su alocución ha tenido lugar la argumentación de la necesidad de jornadas festivas para ese tipo de celebraciones coincidiendo ello con el debate abierto al respecto de la posibilidad que en 2018 pierda el día de San Dionisio su condición de fiesta local. La historia del Santo y la adhesión de la ciudad a su patrocinio han completado su reflexión.

El acto se ha cerrado, tras canto del Te Deum, con un agradecimiento del obispo diocesano a la corporación municipal por renovar un año más ese encuentro entre sendos cabildos así como ha puesto en evidencia la condición de una Iglesia, que lejos de teocracia alguna, está al servicio de la Democracia y por una sociedad en la que, en defensa del pensamiento cristiano, no sea nadie excluido.

Monseñor José Mazuelos se ha hecho presente posteriormente en la entrega en los Claustros de Santo Domingo, por parte del Ayuntamiento, de los Premios Ciudad de Jerez. Una eucaristía solemne en la iglesia de San Dionisio ha puesto colofón a una jornada festiva en la que esta Iglesia local se ha dado la mano fraterna con las autoridades civiles de la ciudad que conmemora a su Patrón.